Extrusora Verdés Magna 675 Dumoulin Bricks

Caso de Éxito: Verdés instala en Bélgica una Amasadora Filtro A-750-F y una Extrusora Magna 675

Este 2018 la empresa belga DUMOULIN BRICKS, ha renovado sus dos principales equipos para el moldeo y la extrusión de ladrillos de arcilla: La amasadora filtro y la extrusora.

Para ello, han decidido contar con Verdés como partner técnico para el suministro de estas dos máquinas, con el objetivo de incorporar nuevos equipos capaces de sobrepasar las ratios de producción y presiones de trabajo que hasta la fecha alcanzaban las maquinas existentes (trabajando al máximo de sus capacidades).

Así pues, en Verdés aceptamos entusiasmados y con plena confianza este reto, gracias a nuestra larga experiencia en el moldeo y la extrusión de arcilla, y al nuevo diseño de extrusora MAGNA, que hoy por hoy cuenta con la tecnología más novedosa en el campo de la extrusión.

En este sentido, se suministró una extrusora MAGNA 675 y una Amasadora Filtro A-750-F.

Amasadora Filtro A-750-F

Este modelo de amasadora es el más grande de toda la gama y consiste en una cuba de amasado abierta de 1800mm de largo que incorpora una zona de compresión de 875mm que compacta la arcilla contra una parrilla, obteniendo así una alta eficiencia en la homogeneización y separando las impurezas que pueda contener el material. Las capacidades de este modelo sobrepasan los requisitos de producción del Cliente para en caso de desearlo, permitirle en un futuro poder incrementar las ratios de productividad.

Extrusora MAGNA 675

Por otro lado, la extrusora MAGNA 675 tiene una capacidad de producción de hasta 85 t/h, una cifra muy superior a la capacidad máxima de producción de la antigua extrusora de este Cliente. Cuenta con un diámetro de hélice en la cámara de vacío de 675mm y de 650mm en la parte frontal. Esta configuración permite aplicar un rango de presiones de hasta 25 bares que proporcionan flexibilidad para producir distintos formatos de bloques cerámicos. Al aplicar una presión más elevada, también permite trabajar más en seco y reducir así el consumo de secado en la fase posterior.

Tras varios meses trabajando a pleno rendimiento, los resultados han sido claramente visibles. La presión de trabajo ha aumentado, dando mayor estabilidad a los bloques húmedos y mejorando la productividad de los formatos de producto más complejos. Actualmente nuestras máquinas están trabajando lejos de sus capacidades máximas, lo que resulta en una reducción del desgaste de las piezas críticas. Así pues, el proceso de moldeo en DUMOULIN BRICKS, ha mejorado su eficiencia y está preparado para un hipotético aumento de la capacidad de producción en el futuro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *